martes, 28 de diciembre de 2010

Día 3


Hay rutinas muertas que ejercemos por hábito
dijo el político
y entonces presté atención a mi alrededor:
salas de espera sin reloj
buenas tardes, buenas tardes
"Maria Fernandez, detrás de Francisco Lozano...
Listas de nombres y ausencias vendadas
que se enredan con alegrías sin resolver.
A tí te está dando por venirte a la vida
y para mí es un día perfecto para morir:
hoy lo he amado TODO.

miércoles, 22 de diciembre de 2010

Día 4




No me acuerdo cómo fue el final,
sólo que había imágenes muy buenas
pero todo iba demasiado rápido.

Tú me tocabas de más
yo te miraba de menos,
mientras se te escapaba la noche
inventándote pestañeos.

Me colé en tu espectáculo vital.
Te dejé ser y tú fuiste más tú que nunca.

Desde la lejanía existencial
todo se vuelve más nítido,
y los recuerdos,
mezclados con la niebla
de los cigarros que agonizan,
me escupen que ya son pasado.

viernes, 17 de diciembre de 2010

Día 5


Preguntaba por pisos de alquiler,
tropezó con un dolor en la costilla.
Ansiaba amor por los bares
y se encontró una úlcera de deseo.
Subía al piso desde donde nadie podía verla
y bajaba a llorar al gimnasio
confundiendo lágrimas con sudor
y sentimientos con pulsaciones.
Desde arriba,
resultaba todo tan irreal
que ese primer te quiero
le sonó a estamos cerrando.
Pero una vez se sentó en el sótano
sin más horizonte que los horrores de su pasado,
se abrazó con la sombra de mi presente
y me susurró su desgracia al oído.
Bienvenida a la vida, querida,
el amor y la violencia,
no tienen escenario.

jueves, 16 de diciembre de 2010

Día 6


Buscaba una letanía a la que aferrarme
un mantra que repetir
rezos que consolaran
y rosarios sin bolas chinas.

Pero la chamana vino a decir
"Libertad es soledad"
y los escoltas de mi corazón
se tomaron el día libre
para predicar en vertederos.

Hoy creo en los milagros
he vuelto a ver destellos en tu mirada.

miércoles, 15 de diciembre de 2010

Día 7


Sólo son paranoias sociales
Estractos inventados
Esquejes y brotes
Abrazos, debates.

Amores de farolas
y mesías de salón en bata.

Ha de surgir todo
Porque la nada no me invada.
Para conocerse uno,
Para poder ver el mundo
Para salvarse.

No es fácil ser uno mismo mas que muerto.

sábado, 11 de diciembre de 2010

Día 8


Si no te hubiera conocido
hubieran muerto de inanición
los pájaros de mi cabeza.
Si no hubiera vivido contigo
no tendría el corazón repleto de parches de bragas ajenas,
no tendría zarpazos en la memoria;
pero tampoco hubiera vivido.
La vida es dolorosamente jodida
para andar tirando amores
como ceniceros por la ventanilla del coche,
y sigo conduciendo sin carnet
escuchando Dean Martin
por la Toscana de tus caderas.
Desafiando al amor
desafiando a la vida.
Se te está llenando el pasaporte de pensamientos míos.